01
Mié, Dic

Por: Cortesía

Cultura

Millennials: La generación más solitaria de la historia, según un estudio

3 de cada 10 millennials confesaron sentirse ‘frecuentemente en soledad’, de acuerdo con una encuesta llevada a cabo en Estados Unidos.

Las personas que nacieron entre 1982 y 1999 fueron la primera generación de jóvenes que vio la transición a la cultura digital. MySpace, Facebook, Twitter, eventualmente Instagram: Depsúes de años de desarrollo de espacios virtuales, así como aumentaron el número de amigos que tenían agregados en sus perfiles personales, poco a poco se quedaron sin conexiones más allá de las pantallas de sus teléfonos. Hoy, se tiene registro de que al menos un 27 % de ellos reportan no tener amigos. Los millennials se han sumido en una soledad grave, de la que no se tenía registro históricamente.

Frecuentemente solos

Uno de los valores que más se preciaron de la generación millennial fue su juventud. Con grandes figuras como Mark Zuckerberg y sus contemporáneos, que de pronto tuvieron un éxito que ni ellos mismos entendían, parecía que la juventud era la fuente exclusiva de la creatividad para las nuevas tecnologías. Ahora, que la gran mayoría de ellos ya pasaron el umbral de los 30, no sólo se han visto desempleados, sino que cada vez más solos.

Uno de los valores que más se preciaron de la generación millennial fue su juventud. Con grandes figuras como Mark Zuckerberg y sus contemporáneos, que de pronto tuvieron un éxito que ni ellos mismos entendían, parecía que la juventud era la fuente exclusiva de la creatividad para las nuevas tecnologías. Ahora, que la gran mayoría de ellos ya pasaron el umbral de los 30, no sólo se han visto desempleados, sino que cada vez más solos.

El estudio se llevó a cabo en Estados Unidos, por la encuestadora YouGov, una firma demoscópica británica. Para ello, se consideró una muestra de más de 1,500 personas. De acuerdo con la BBC, los millennials reportaron más soledad que sus predecesores, que pertenecen a la generación X (1965-1981) y los baby boomers (1946-1964). Los investigadores llegaron a esta conclusión ya que 3 de cada 10 millennials confesaron sentirse ‘frecuentemente solos’.

En contraste, sólo la mitad de las personas encuestadas de generaciones anteriores tuvieron la misma respuesta. Éste no es el caso de los millennials, cuyos círculos sociales se limitan a su pareja y núcleo familiar cercano. La tendencia a no tener amigos se elevó hasta un 30 %, que reconocieron no tener mejores amigos. El 70 % restante reportó tener sólo ‘algún amigo cercano’.

Más allá de las redes sociales

Más allá de la lista de ‘amigos cercanos’ que se puede configurar en Instagram, parece ser que la generación que introdujo al mundo las redes sociales no tiene amigos. Según esta encuesta, los millennials reportan más soledad que las personas que padecieron los estragos de las guerras más sangrientas del siglo pasado. Muchos de ellos, según un estudio de la Universidad de Pennsylvania, relacionan esta carencia con las plataformas digitales.

Dada la presión que se ha generado por eliminar los ‘likes’ u otras reacciones, Instagram tuvo que ceder. Sólo en algunos casos, en aras de ayudar a la salud mental de las personas, ya no se aprecia el número de interacciones que las personas tienen en sus fotos. El estudio se publicó en Journal of Social and Clinical Psychology, y sintetiza la primera evidencia de que hay una correlación causal entre el uso excesivo de redes sociales y la soledad de los millennials:

“Usar menos redes sociales de lo que normalmente lo haría conduce a una disminución significativa tanto de la depresión como de la soledad”, explican los autores en un comunicado.

La investigación destaca que el uso constante de las redes sociales trae consigo depresión y sentimientos de abandono. Dada la comparación constante que hacemos con los perfiles y ‘estilos de vida’ de las personas que seguimos, una alienación constante, lacerante y fría se permea hacia otras áreas de la vida. Irónicamente, revela la investigación, reducir el contacto con las redes sociales sí puede hacernos sentir menos solos.

MUY INTERESANTE.

 

Temas relacionados: