22
Vie, Ene

Qué es el Impeachment, el proceso de destrucción que podría llevar a juicio político a Trump

Foto: Cortesía

Cultura

El impeachment es el procedimiento para destituir a un presidente en los Estados Unidos y puede que Donald Trump se convierta en el primero que enfrenta un juicio político.

Donald Trump es un personaje mediático. Por donde se le mire, es un político sin carrera previa a su administración que se dirige a sus audiencias con un discurso de odio, que ha causado revuelo desde su victoria en 2016. Además de esto, el 45º presidente de Estados Unidos ha estado en la mira del mundo por el segundo proceso de impeachment que inició el partido demócrata en su contra el 11 de enero de 2021.

¿Qué es un impeachment?

“Impeachment” se refiere al procedimiento de destitución de un presidente en Estados Unidos. Se trata de una herramienta escasamente utilizada para que un mandatario pueda ser removido de su cargo. De manera general, entra en vigor cuando los legisladores lo encuentran culpable de traición, corrupción u otros delitos mayores.

Éste es un proceso de dos etapas. La primera corresponde a cuando la Cámara de Representantes vota y decide, por mayoría simple, si aprueba la acusación. A esto se le conoce propiamente como “impeachment”. Si pasa el voto, pasa al Senado para juicio político. En el caso de que 66 senadores voten a favor de la condena, el presidente en turno perderá su cargo.

Un acto inédito

Sólo tres mandatarios estadounidenses llegaron al proceso de impeachment: Andrew Johnson (1868), Bill Clinton (1998) y Donald J. Trump (2020).

Sin embargo, nunca en la historia se ha destituido a un presidente de su cargo: todos han sido absueltos antes de terminar el procedimiento. El caso de Richard Nixon destaca, pues renunció a su cargo en 1974 antes de que pudieran destituirlo.

En principio, todo funcionario del gobierno del que se sospechen delitos mayores debería ser juzgado en el marco de este proceso. El caso de Trump destaca, pues el partido demócrata se alista para someterlo a un segundo juicio de destitución. Se planea empezar el proceso este mismo lunes, para acelerarlo. A pesar de estos esfuerzos, será casi imposible de lograr antes de que Joe Biden tome posesión, el proxímo 20 de enero.

A pesar de que diversos demócratas han pedido la renuncia del presidente, no han tenido éxito. Trump se ha mantenido desafiante ante estos ataques políticos, a pesar de los recientes acontecimientos de violencia por parte de los manifestantes en el Capitolio hace un par de días.

MUY INTERESANTE. 

 

Temas relacionados: