04
Lun, Jul

Por: Cortesía

Nacional

AMLO reitera que él dio instrucciones de liberar a Ovidio Guzmán durante el “culiacanazo”

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) insistió una vez más, que él dio la orden de liberar a Ovidio Guzmán, hijo del narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán, hace dos años y medio en Culiacán, Sinaloa, hecho fue es conocido popularmente como el “cualiacanazo”.

Y es que al término de su conferencia mañanera realizada este viernes en Culiacán, el mandatario federal fue cuestionado por un periodista local si hay alguna investigación interna para conocer quiénes fueron los responsables de aquel operativo fallido del 17 de octubre de 2019, en el que sicarios del Cártel de Sinaloa paralizaron a sangre y fuego la capital sinaloense para liberar al hijo del Chapo.

En respuesta, López Obrador reiteró que él fue quien dio la orden de detener el operativo y liberar a Ovidio Guzmán.

“Es una información que ya se ha dado en el sentido de que se suspendió y se suspendió porque no quisimos poner en riesgo la vida de mucha gente. Y yo di la instrucción de que se detuviera el operativo porque lo que más me importa es la vida”, enfatizó el presidente.

Al ser cuestionado por el reportero de por qué no hay un responsable de ese operativo fallido, el jefe del Ejecutivo federal se comprometió a rendir un informe formal y público sobre el caso “en una semana o 15 días”.

“Vamos a informarlo bien cuando tengamos todos los elementos, es mi compromiso”, sostuvo.

-¿Para cuándo puede ser?, insistió el reportero.

-”Pues puede ser en una semana o 15 días, si te parece para no hacerlo así atropelladamente”, finalizó.

La última vez que López Obrador había hablado sobre el tema de manera pública fue el 16 de diciembre de 2021, cuando el presidente aceptó que el operativo de ese 17 de octubre de 2019 “se ejecutó mal” desde un principio porque había pocos elementos militares para llevarlo a cabo.

Recordó que la detención del hijo de El Chapo había desatado una “reacción muy fuerte de la delincuencia organizada” la cual podía atentar contra la vida de aproximadamente 200 personas más; de ahí que -aseguró-, él personalmente tomó la decisión de detener el operativo.

“No quisimos que perdieran la vida más personas (...) Si hicimos bien o hicimos mal, ya la historia lo dirá. Yo fui el que tomó la decisión de parar el operativo”, reiteró.

A pesar de esta fallida operación militar, el jefe del Ejecutivo aseguró que Ovidio Guzmán sigue en la mira para el Gobierno de México tras ser cuestionado por la recompensa de 20 millones de dólares ofrecida por Estados Unidos, para quien aporte información que lleve a la captura de Los Chapitos, hijos de Joaquín Guzmán Loera.

Ante ello, AMLO afirmó que el país vecino “tiene todo su derecho” de emprender esta acción como parte de su programa del combate a las drogas, pues, comentó, “se encuentran preocupados” por el daño que los narcóticos sintéticos han causado en su población.

No obstante, reiteró que éste no será argumento para que alguna fuerza extranjera despliegue operativos dentro del territorio nacional ya que “a quien corresponde detenerlos es a la autoridad nuestra”, reafirmó.

El día que el Cártel de Sinaloa convirtió a Culiacán en un infierno

La tarde del 17 de octubre de 2019, Culiacán vivió horas de terror, luego de que sicarios del Cártel de Sinaloa, se apoderaron de la capital del estado a fuerza de balas, narcobloqueos e incluso la liberación de reos, con la intención de “rescatar” a Ovidio Guzmán, quien había sido detenido momentos antes por fuerzas militares en un operativo que fue mal implementado.

Ovidio Guzmán López, hijo y heredero de El Chapo Guzmán, había sido capturado con la intención de ser extraditado a los Estados Unidos, pero la furiosa reacción de los hermanos de Ovidio, conocidos como Los Chapitos, quienes fueron ayudados por Ismael El Mayo Zambada, doblegó al gobierno de Andrés Manuel López Obrador, quien terminó liberando a Guzmán López.

El saldo oficial de las horas de balas y fuego que llovieron sobre Culiacán, fue de tres personas fallecidas, cinco lesionadas, cinco robos de autos, 24 vehículos dañados y 2 locales comerciales.

Ante los cuestionamientos por lo sucedido, López Obrador dijo ser el responsable de haber liberado a Ovidio Guzmán “para evitar” que se perdieran más vidas.

A dos años y medio de lo sucedido, Ovidio Guzmán no ha vuelto a ser capturado y tampoco hay funcionarios responsables por el operativo que terminó en la liberación del joven, que es señalado por el gobierno de Estados Unidos de ser responsable de conspiración para traficar drogas desde México, por lo que ha ofrecido una millonaria recompensa que lleve a su recaptura.